AUMENTARON LA PRODUCCIÓN Y EL CONSUMO DE CARNE

BOVINO

Se pasó a una fase neutral de retención de vientres y el consumo está entre los más alto de los últimos 5 años.

 

La producción de carne bovina durante febrero subió 18,6% contra mismo mes del año pasado, a unas 235 mil toneladas, detrás de un aumento de la faena de hembras como así también en el peso promedio de los animales, informó este miércoles la Cámara de la Industria y Comercio de Carnes (Ciccra).

Mientras que se faenaron 1 millón 40 mil animales (un 17% más que hace un año), la participación de hembras en ese total fue de casi el 48% (2% más interanual) al pasarse de una fase de retención de vientres a la actual, que es más bien neutral.

Este cambio en la variable de ajuste que modifica o mantiene la existencia total de cabezas es lo que ha justificado el importante crecimiento en la faena de hacienda vacuna.

En su informe mensual, Ciccra agrega que el peso promedio de los bovinos enviados a frigorífico también subió a 227 kilogramos, 1,7% más que hace un año.

El informe de la industria también apunta que el consumo promedio de carne vacuna por habitante/año en el bimestre enero-febrero se ubicó en 58 kilos con 600 gramos, lo que representa un 8% de aumento interanual.

Esta cifra ubica al período como el mejor bimestre en cinco años, sólo superado por los dos primeros meses de 2013, cuando se consumió 60,4 kilogramos por habitante de carne vacuna por año.

Este aumento del consumo fue reflejo de un mayor envío de carne vacuna al mercado interno: en el primer bimestre del año se produjeron 491.000 toneladas res con hueso, tras faenarse 2.163 millones de cabezas, de los cuales 434.600 toneladas tuvieron como destino el mercado interno.

En cuanto a los precios, durante febrero se registró una suba de 8% con relación a enero, al alcanzar los $ 30,10 por kilo vivo, y de 19,3% respecto a febrero del año pasado.

Publicado el 7/3/2018